Puntos críticos de concentración de embarcaciones invisibles revelan áreas de preocupación por pesca ilegal, no declarada y no reglamentada

Nuevo estudio brinda el primer conjunto de datos global que examina la desactivación intencional de los dispositivos del sistema de identificación automática en las embarcaciones pesqueras comerciales

El océano es vasto y las tripulaciones de los barcos dependen de varias herramientas para navegarlo de manera segura. Una de estas herramientas es el sistema de identificación automática, comúnmente conocido como AIS, que utiliza transpondedores de GPS para transmitir periódicamente información crítica, como la ubicación, la identidad y la velocidad de una embarcación, a otros barcos, a satélites y a receptores cercanos en tierra. Diseñado como un mecanismo anticolisión, el AIS fue requerido por primera vez por la Organización Marítima Internacional para embarcaciones particulares con la intención de aumentar la seguridad en el mar. Pero pronto se convirtió en un dispositivo valioso para monitorear y rastrear el comportamiento de pesca a nivel mundial.

Por lo general, el AIS se puede desactivar sin penalización, a diferencia de un sistema de monitoreo de embarcaciones obligatorio por el gobierno, o VMS, que es rastreable por el Estado del pabellón de una embarcación, es decir, el país en el que está registrada. Los gobiernos nacionales a menudo restringen estrictamente el acceso a los datos de VMS, por lo que la desactivación de AIS evita que otros gobiernos, estados costeros y barcos cercanos detecten dichos buques. Por lo tanto, la desactivación de AIS puede limitar la utilidad del dispositivo como herramienta de seguimiento de pesquerías y, en última instancia, dificultar la transparencia de la actividad pesquera en el mar.

En un artículo publicado recientemente, «Puntos de alta concentración de embarcaciones pesqueras invisibles«, Global Fishing Watch, junto con NOAA Fisheries y la Universidad de California, Santa Cruz, proporciona el primer conjunto de datos globales que examina eventos de desactivación intencional de AIS en pesquerías comerciales, identificando las áreas donde mayoritariamente ocurren estos hechos, así como qué los pudo haber causado.

¿Cuáles son los desafíos del AIS?

El AIS es una herramienta realmente poderosa para monitorear la actividad de los barcos, pero originalmente no fue diseñado de esa manera. Es un sistema de seguridad de la navegación marítima que se creó para ayudar a las embarcaciones a detectarse entre sí y evitar colisiones. Los dispositivos AIS se pueden apagar intencionalmente por una variedad de razones, incluso para ocultar lugares de pesca productivos de los competidores y para enmascarar actividades potencialmente ilegales.

No todos los mensajes AIS que transmiten los barcos son grabados por los receptores por razones técnicas, como una recepción satelital deficiente y un rango limitado de receptores en tierra. Entonces, como resultado, no es raro ver brechas en los datos AIS, durante horas o incluso días. Esta limitación de AIS presenta un desafío clave: ¿cómo diferenciar los supuestos eventos de desactivación de AIS de las lagunas en los datos causadas por problemas técnicos?.

¿De qué manera las regulaciones actuales de AIS dificultan la identificación de eventos de desactivación ilegal?

Los dispositivos AIS no tienen un mandato universal. Son requeridos por la Organización Marítima Internacional para embarcaciones grandes y aquellas en viajes internacionales, pero la mayoría de las embarcaciones pesqueras están exentas. Las políticas sobre el uso de AIS también pueden variar según la región, la organización regional de gestión pesquera, el Estado del pabellón y el tamaño de la embarcación. Algunas reglamentaciones tampoco exigen que los dispositivos AIS permanezcan encendidos en todo momento y permiten que se apaguen por motivos de seguridad, como el tránsito por áreas de riesgo por piratería. Por lo tanto, si bien apagar un dispositivo AIS generalmente no es ilegal en sí mismo, las actividades realizadas durante el tiempo que el dispositivo está apagado podrían muy bien estar fuera de la ley.

¿Cómo se determinaron las causas detrás de la desactivación de AIS?

Utilizamos un tipo popular de modelo de aprendizaje automático, que permite que las computadoras «aprendan de la experiencia» para comprender cómo difieren las ubicaciones de la desactivación de AIS y la actividad de pesca. Nuestro modelo incluyó numerosos factores ambientales y de comportamiento que representaban la calidad de la pesca en el área y la proximidad a actividades y límites importantes para una supervisión adecuada, incluido el transbordo y las zonas económicas exclusivas (ZEE). Nuestros resultados mostraron que las motivaciones para deshabilitar el AIS de una embarcación iban más allá del deseo de ocultar buenos caladeros. A veces ocurrieron cuando una embarcación estaba cerca de las aguas soberanas de otro país o muy cerca de una embarcación de carga refrigerada, que se utilizan para transbordar capturas.

¿Cómo pudimos demostrar fuertes vínculos entre los eventos sospechosos de desactivación intencional y los comportamientos asociados con la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada?

Encontramos fuertes vínculos entre los eventos sospechosos de desactivación intencional del AIS y la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) de dos formas. Primero, identificamos numerosos puntos críticos de desactivación de AIS en regiones conocidas por tener problemas con la pesca ilegal, como el Pacífico Norte y África Occidental. La desactivación del AIS puede limitar la capacidad de los organismos encargados de hacer cumplir la ley para detectar la pesca INDNR en estas regiones, especialmente si no se puede acceder a los datos VMS exigidos por el gobierno. En segundo lugar, los resultados de nuestro modelo revelaron que la desactivación de AIS fue más alta cerca de áreas a menudo asociadas con la pesca INDNR. Estas áreas pueden incluir actividades de transbordo, donde los barcos pesqueros transfieren capturas en el mar a barcos de carga refrigerados, y límites jurisdiccionales como ZEE. Los buques tenían más probabilidades de desactivar su AIS cerca de las fronteras de las ZEE extranjeras, en particular las disputadas, lo que sugiere que las embarcaciones pueden desactivar su AIS antes de operar en áreas donde no están autorizadas.

El análisis demostró que hay evidencia de que la desactivación puede ocurrir por actividades legales no relacionadas con la pesca INDNR. ¿Por qué estos eventos también son importantes para proporcionar información sobre los impactos ecológicos?

Nuestro análisis identificó la clorofila, un indicador de la calidad del caladero, como un importante impulsor de la desactivación del AIS, especialmente para los arrastreros. La clorofila se encuentra en el fitoplancton, las plantas microscópicas en la base de las cadenas alimentarias marinas, y los niveles altos de clorofila pueden indicar áreas con cadenas alimentarias marinas saludables y abundancia de peces. Esto sugiere, como era de esperar, que los barcos pesqueros desactiven su AIS para ocultar buenos caladeros. Si bien esta práctica puede no ser ilegal, hacerlo puede ocultar los impactos de la pesca en hábitats sensibles desde la perspectiva de los administradores de pesquerías si el barco no es rastreado por un sistema de seguimiento de embarcaciones.

¿Se pueden usar estos datos para observar la actividad alrededor de las áreas marinas protegidas y ayudar a identificar comportamientos potencialmente problemáticos?

¡Sí! Sin embargo, debido a que la cobertura de AIS cerca de la costa puede ser inconsistente cuando faltan receptores terrestres y la recepción satelital es deficiente, nuestro análisis sólo identifica posibles eventos de desactivación de AIS que ocurren a más de 50 millas náuticas de la costa. Esta restricción limita la utilidad de estos datos para monitorear la actividad. alrededor de la mayoría de las AMP, que se encuentran predominantemente más cerca de la costa, pero puede proporcionar información sobre muchas de las áreas protegidas más grandes del mundo.

¿Cómo se puede utilizar este conjunto de datos para mejorar la gestión pesquera?

Los datos AIS pueden decirnos mucho, pero también la falta de ellos. Comprender cuándo y dónde se oculta intencionalmente la ubicación de una embarcación pesquera puede señalar posibles puntos ciegos para los administradores de pesquerías, incluidas las áreas de posible preocupación por pesca INDNR. También puede ayudar a las autoridades a priorizar dónde desplegar los recursos de vigilancia para abordar esos puntos ciegos. Además, esta información puede ayudar a enfocar las inspecciones de pesca INDNR en puerto requeridas por el Acuerdo sobre Medidas del Estado del Puerto. Irónicamente, la ausencia de datos AIS  puede contener una gran cantidad de información y servir como una herramienta valiosa en la lucha contra la pesca INDNR.

Tyler Clavelle es científico de datos sénior en Global Fishing Watch.

 

Ir arriba